filosofía

La tríada metafísica

triada_simpleHace milenios nuestros antepasados descubrieron ideas muy simples que explicaban casi todo. Todavía dependemos demasiado de ellas.

Creciente-FertilLa revolución neolítica se inició con la agricultura y la ganadería hace 10 mil años en el Creciente Fértil entre Asia, África y Europa(1).

La experiencias adquiridas al cultivar la tierra aprovechando los ciclos de la naturaleza y al domesticar animales, condujeron a nuevas ideas sobre el funcionamiento del mundo y a nuevas formas de organizar la sociedad.

labranza1Descubrieron que la vida seguía más allá de la muerte: en el sueño de los durmientes y durante el invierno, como un aliento que se mantenía vivo bajo tierra. Lo que se enterraba, crecía. Tanto dentro de la tierra como en las hembras preñadas.

Con las  nuevas experiencias también crecía lo que eran capaces de imaginar o soñar. Y se enriquecían las historias que,  en torno a la hoguera, pasaban de abuelos a nietos(2).

Esas historias ya no hablaban sólo de cazadores, sino de personajes que vencían a la muerte; personajes creados a imagen de ellos mismos, pero sin sus limitaciones. Capaces de volar por los cielos o atravesar las profundidades de la tierra; en donde, como el sol, los muertos se ocultaban y efectuaban un viaje; allí donde la vida de algún modo proseguía, en espera del retorno de la luz.

Los antiguos necesitaban respuestas simples(3) para nuevos y complejos retos. Y las encontraron como nuevas ideas y nuevos personajes para sus historias. Así nacieron los dioses y las ideas absolutas.

Ideas absolutas e inmortales

Las ideas y los dioses tienen en común el ser absolutos y eternos.

Absolutos, porque no necesitan de nadie para existir. Una rueda puede destruirse fácilmente. Pero un círculo no hay quien lo destruya, porque es una idea(4). Una vez definido, ya no depende de ninguna rueda material(5). Todo lo que tiene nombre “existe” de un modo misterioso. Y, en apariencia, es inmortal.

En sentido contrario, parece que la rueda sí dependa del círculo; porque el artesano que la construye, debe imaginarla antes como un círculo. Luego, es lógico creer que esa idea existe en algún lugar donde el tiempo no pasa. De esa constatación nacería un día el idealismo filosófico.

Lo mismo sucede con los personajes que imaginamos. Reconocemos a otros humanos con quienes convivimos; y los recordamos después de haberlos perdido. Yo puedo inventarme un personaje y relatar historias que sucedieron en mi imaginación o que me acontecieron realmente. A menudo lo hago en este blog. Paradójicamente, esos personajes imaginados por alguien, pueden seguir vivos en el recuerdo de las personas que hayan escuchado su historia; y seguirán recordándolos cuando el autor ya no exista.

Un personaje es tan inmortal como cualquier otra idea y su existencia es absoluta. O casi; porque para recobrar la vida necesita de alguien capaz de imaginarle(6); alguien que lo recuerde o sueñe con él. Alguien que crea en su existencia.

Así las ideas y los dioses nacieron como símbolos de cosas y personas que un día existieron al menos en la mente de alguien y luego se transmitieron en alguna historia; reproduciéndose esa vivencia en otras mentes, generación tras generación.

Don Quijote de la Mancha cabalgará sin pausa mientras alguien lea sus aventuras. Pero como nos contó James Barrie, las hadas también mueren, cada vez que un niño deja de creer en ellas.

Las ideas simples

Los personajes son ideas que habitan dentro de una historia; como las ideas, que habitan en algún lugar. circuloPor ejemplo, un círculo habita en la Geometría y revive en sus aplicaciones prácticas. No se extinguirá mientras usemos vehículos con ruedas (o platos o pines y otras cosas redondas).

En cambio, casi todos los dioses antiguos han desparecido, porque se nos han vuelto increíbles. Algunos siguen vivos porque hay personas que creen en ellos. Y eso fue posible gracias al triángulo.

El triángulo y la tríada

triangulo_circulo¿Qué es más importante, un triángulo o un círculo? Simbólicamente. el círculo representa el uno, el cielo, el horizonte y la totalidad que contiene cuanto existe. Es el sol y la luna que veían los antiguos. Además el círculo representa el movimiento circular, como el de la honda que usaban los cazadores neolíticos.

sesgo2triangulo1Pero el triángulo gana al círculo en fortaleza. Es la base más sólida de cualquier estructura; porque sus lados se sujetan entre sí. No se deforma ni se sesga como el cuadrado y los demás polígonos. Y la fortaleza llegó pronto a ser decisiva para sostener las sociedades humanas.

Las instituciones sociales

Las tierras fertilizadas por las inundaciones del Creciente Fértil permitieron alimentar a grupos crecientes de humanos. A la vez creció la competición por apoderarse de esas tierras y por defenderlas. 3000 años después de iniciarse la agricultura se construyeron las primeras ciudades amuralladas.
guerrero
Por primera vez podía alimentarse gente que no producía alimentos. Durante cientos de miles de años, los cazadores habían sido también guerreros. Pero ahora, los guerreros se especializaron en hacer la guerra y pudieron dedicarse a ella a tiempo completo.

narrando historiasTambién habían existido antes chamanes. Un chamán(7) (o probablemente, una) viaja periódicamente al país de los muertos y vuelve al poblado contando historias que le han revelado los antepasados. Por supuesto, el país de los muertos podía (y aún hoy puede) confundirse fácilmente con el país de los sueños, consumiendo sustancias que, desde hace milenios, ayudan a expandir la conciencia.

Pero una historia narrada también simplifica la realidad. La estereotipa, cristalizando una parte y eliminando el resto(8).

sacerdote_indicandoCon el tiempo, servir a los dioses como intermediarios se convirtió en oficio. Ahora administraban no sólo el conocimiento de los dioses, sino los bienes de los mortales. Los nuevos sacerdotes aprendieron a hacer signos en la arcilla, que significaban cosas, números e ideas. La magia se convertía en religión y en ciencia. Y los asuntos de los dioses, en un oficio cada vez más serio.

piramide_triangularTodo se jerarquiza formando triángulos. O tríadas, que viene a ser lo mismo. Hasta el mundo de los dioses llegó a simplificarse en una Trinidad: un dios del espíritu y la sabiduría sobre hacer, no hacer o cómo hacerlo; otro, de la naturaleza que asegura los alimentos; y otro de la guerra, la justicia y el castigo de quien lo merezca.

Todo a imagen de las necesidades sociales de la época. Porque la fortaleza y la organización social cobraron cada vez más importancia, dando lugar a lo que llamamos instituciones.

triada antiguaY ello llevó a diferenciar la sociedad en castas: La de los sacerdotes se ocupó de lo divino y verdadero y de calcular el reparto. La de los guerreros, de pelear con el enemigo y apalear a quienes protestasen. Y la del resto de los humanos, de alimentar a los anteriores. Así quedó todo atado y bien atado.

La aplicación de estas ideas simples, absolutas, triangulares e indiscutibles, creó el Poder(9).

El poder presenta diversas formas. A lo largo de la historia humana esas formas se han multiplicado: como poder religioso, militar, económico y muchos otros. Como el triángulo, el poder adquiere solidez porque los lados del poder se apoyan unos en otros.

Todas las formas de poder comparten una misma ley universal, que los poderosos intentan mantener en secreto, aunque todo el mundo lo conozca: “El poder se sube a la cabeza”. O dicho de manera más elegante: el poder siempre tiende a hacerse absoluto y permanente(10).

La tríada de la antigüedad, que parecía tan sólida, resultó frágil por falta de flexibilidad. Surgieron reyes, faraones y emperadores que, compitiendo con los sacerdotes, acabaron proclamándose ellos mismos dioses.

Los trabajadores fueron convirtiéndose en esclavos, a medida que los guerreros se dedicaban más a la guerra y el pillaje, pisoteando campos de cultivo y matando vacas para celebrar victorias o vencer al enemigo por hambre.

Los sacerdotes, divididos en distintas religiones, pasaban el tiempo discutiendo si Dios era uno o trino (de “trinidad”, la variante divina de la tríada). Aunque estaban convencidos que su Dios era el único verdadero y los demás, falsos e inventados. Por eso dedicaron sus esfuerzos a predicar la guerra santa para matar a los infieles; que eran quienes creían en otro dios, o en que no era sólo un dios, o en que eran tres.

el-principitoAsí la historia de la humanidad, vista desde el planeta del Principito, aparece como una perpetua oscilación entre la cristalización mortal y el caos. Pero si afinas el telescopio, llegarás a encontrar también en la Tierra gentes honradas. Algunas de esas personas descubrieron que al poder hay que ponerle límites. A eso le llamaron Constitución. Como todo lo que cristaliza, muere, mantenerla viva en un mundo cambiante es el problema.

Epílogo: la tríada dialéctica

Frente a la tríada situada en el espacio, Aristóteles descubrió otra tríada que definía el tiempo de una obra de teatro y, por extensión de cualquier historia narrada. Era la tríada dialéctica(11), en la que Hegel fundó en el siglo XIX toda su teoría filosófica. Unos años después, Darwin descubrió la evolución de las especies, mostrándonos que la naturaleza también habita en un tiempo irreversible. Así es que hoy podemos comprender que todo lo que existe tiene una historia(12) con un comienzo, una evolución y un final.
____
(1) El Sentido en Heráclito y Lao-Tse fueron encontrados en Grecia y en China casi al mismo tiempo.

(2) Contando historias se transmitió el conocimiento en la antigüedad… y en la actualidad.

(3) Lo Simple y complejo van juntos y emergen lo uno de lo otro.

(4) La idea absoluta e intemporal se vuelve vital impregnada por un artista y por su espectador.

(5) La materia y el vacío juegan a enredarse en las historias del universo y de nuestras vidas.

(6) Wolfang Iser: el acto de leer. Entre el autor y el lector de una historia de ficción, lo posible se convierte en realizable.

(7) El Poder del teatro es el del chamán (el Brujo) que nos acompaña en un viaje al país de los sueños.

(8) Ver El Procusto controlador que llevamos dentro.

(9) Luhmann: el poder abre nuevas posibilidades cuando es inteligente. Pero no siempre lo es.

(10) El precio de la Libertad es estar siempre alerta, porque el poder suele subirse a la cabeza, como se ve en estos vídeos.

(11) La tríada metafísica queda aprisionada en el espacio, mas no por mucho tiempo, pues La tríada hegeliana se mueve en el tiempo.

(12) Historia real y narraciones no son lo mismo y conviene distinguirlas.

Anuncios
Estándar

4 thoughts on “La tríada metafísica

  1. ¡Qué pasada! La historia de la humanidad en un post. Y explicada con profundidad y claridad. Mi única discrepancia con tu relato es que las ideas y los dioses sean inmutables y eternos “porque no necesitan nada para existir”. Al contrario. Necesitan a los humanos para todo. Para nacer, para crecer y para extinguirse. Igual que los creamos nosotros, se extinguirán con nosotros. Digamos que somos los dioses de nuestros propios dioses e ideas. Aunque tengamos que extinguirnos para librarnos de ellos…

    • Estoy de acuerdo en lo que dices. Que “las ideas son absolutas porque no necesitan de nada para existir” es una paradoja producida por el lenguaje que usamos. Supongo que son como los virus, que sólo cobran vida a través de otro ser vivo; en su caso, un ser vivo y racional. Gracias por profundizar en el tema. Al adentrarme en las relaciones entre metafísica y dialéctica, todo se vuelve resbaladizo. Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s